Reglas de etiqueta para tomar vino

Manolo-Valdez

“Para conocer el origen y la calidad de un buen vino no hay necesidad de beber todo el barril”, es una de las frases del conocido escritor Oscar Wilde, y es muy cierto ya que para disfrutar de un buen vino es necesario conocer estas reglas básicas:

1.- Cuando vayamos a levantar nuestra copa para llevarla a la boca la debemos de tomar siempre por el tallo, nunca abrazando la copa ya que si lo hacemos hará que el vino cambie su temperatura y esto hace que se modifique el sabor, ya que nuestra temperatura corporal es de alrededor de 36º.

2.- Los buenos vinos -grandes reservas- no se toman recién descorchados, debemos dejarlos “airear” al menos unos minutos, lo recomendable es media hora como mínimo.

romanee-1024x885

3.- Algo muy importante, los vinos no deben permanecer en nuestra estantería o bodega muchos años, salvo excepciones. Es mejor abrirlos dentro de sus fechas óptimas para el consumo.

4.- Al abrirla siempre se debe limpiar la boca de la botella, una vez descorchado y antes de proceder a servirlo. Una servilleta o un trapo limpio será suficiente. También se puede verter un poco de líquido en una copa vacía para evitar ingerir trocitos de corcho.

5.- Los vinos deben ser apreciados en función de la calidad del mismo. Una buena comida debe contar siempre con un buen vino de mesa; tomando en cuenta eso, no se puede escatimar en su precio. No se deben poner objeciones al vino, salvo que no se encuentre en buen estado. La calidad es variable y depende del presupuesto para la comida.

6.- Si se necesita enfriar un vino, no se debe hacer de forma brusca, y mucho menos poniéndolo en hielo o metiéndole en el refrigerador, a lo mucho se puede meter en una cubeta de agua fría, pero nada más.

7.- Elija el vino adecuado a los alimentos que van a consumir. Si es carne blanca elija el blanco o el rosado, y si son carnes rojas el tinto.

8.- Sin ser demasiado llamativos, podemos oler el vino para reconocer su aroma, moviendo suavemente la copa, esta debe estar completamente limpia y jamás debemos llenarla en su totalidad. Pero lo más importante al beber es que lo debemos hacer con RESPONSABILIDAD. Toma agua antes, entre y después de tomar bebidas alcohólicas. Ingiere una bebida por hora, come algo mientras bebes, y lo fundamental y básico es que tomes conciencia al hacerlo.

Recuerda aquél spot de tv: “Nada con exceso, todo con medida”.

COMPARTIR