Comprobado: Conalep, la peor escuela del DF

Según resultado del Plan Nacional para la Evaluación de los Aprendizajes (Planea) en la Educación Media Superior, el Colegio  Nacional  de Educación  Profesional  Técnica  (Conalep) Plantel Aztahuacan, es la peor escuela del Distrito Federal, ya que más de la mitad de sus alumnos reprobaron las materias de Matemáticas, Lenguaje y Comunicación.

La prueba del Plan Nacional para la Evaluación de los Aprendizajes, realizada el pasado 17 de marzo, demostró que de los alumnos del Conalep, plantel Aztahuacan, del turno de la mañana, el 84.8% no aprobaron matemáticas y la cifra recrudece para quienes estudian en la tarde, puesto que el 97% tampoco aprobó.

En la materia de Lenguaje y Comunicación, el 74.8% de los alumnos de la mañana reprobó, menos que el 87.8% de los inscritos en el turno de la tarde.

Los resultados anteriores advierten que los alumnos no son capaces de realizar operaciones de acuerdo al nivel medio superior y, también, no son capaces de leer más de un libro al año.

Sin embargo, lo más preocupante es que la mayoría de los alumnos no tienen interés en mejorar sus calificaciones, primero porque el Conalep no fue la opción que ellos eligieron, y segundo porque simplemente muestran apatía por la oportunidad de estudiar una carrera técnica.

El Injuve destacó que el 75% de los alumnos prefieren estudiar una carrera universitaria, caso contrario al 25% que piensa que una carrera técnica es una opción viable a corto plazo. A pesar de lo anterior, el Conalep se deslinda de los resultados de las pruebas, pues advierte que el pésimo nivel académico de los alumnos es un asunto rezagado, que traen desde los anteriores niveles escolares.

A nivel nacional, el Conalep es la institución educativa que ocupa el tercer lugar con los peores resultados en dicha prueba, aunque los directivos aseguran que esto es consecuencia de la mala preparación con la que vienen los estudiantes desde los niveles básicos.

Lo cierto es que existe un grave desinterés por ambas partes, tanto de los alumnos como de la institución que no cuenta con programas de motivación para los estudiantes; y la ausencia de los padres de familia se hace evidente ya que al no exigir cierto nivel académico los jóvenes comienzan a desinteresarse de su única obligación social: estudiar.

(ciudadanosenred.com.mx).

Comentarios

Comentarios

COMPARTIR