DURANGO: PETISTAS ENCABEZADAS POR LA DIPUTADA LOCAL TRINIDAD CARDIEL AGREDEN A MUJER VOCEADORA DEL PERIÓDICO RAZA CERO

A la derecha, la diputada petista Trinidad Cardiel, luego de haber agredido a la voceadora del periódico raza cero.

 

Hoy lunes 7 de julio, a las 11:30 de la mañana, petistas encabezadas por la diputada local Trinidad Cardiel agredieron a la señora Isabel Batres Gaytán, voceadora del periódico raza cero, a quien despojaron de ejemplares de este periódico y de 100 volantes de propaganda en la cual se denuncian algunas de las corruptelas cometidas por el líder estatal del PT duranguense, “Gonzalo Yáñez”, y se invita a la ciudadanía a visitar la página web de este medio informativo.

“Dile al que escribió esto que si es tan valiente que venga a verme, aquí voy a estar esperándolo”, retó la diputada Trinidad Cardiel a la mujer voceadora luego de que el grupo de petistas que encabezaba la despojó de los periódicos y volantes.

 

La diputada petista Trinidad Cardiel, en la plaza de Armas, momentos después de que su grupo le robó a la voceadora del periódico raza cero ejemplares y volantes de propaganda.
La diputada petista Trinidad Cardiel, en la plaza de Armas, momentos después de que su grupo le robó a la voceadora del periódico raza cero ejemplares y volantes de propaganda.

Al ser notificado de este atropello, a los pocos minutos hizo acto de presencia en la plaza de Armas el director del periódico raza cero, Fernando Miranda Servín, diciéndole a la diputada Trinidad Cardiel que él había escrito esa denuncia y exigiéndole la devolución de los ejemplares y volantes robados a la voceadora de este medio informativo.

La diputada se negó a devolver lo despojado agrediendo verbalmente a nuestro director.

No es la primera vez que los grupos de petistas a las órdenes de su líder estatal, “Gonzalo Yáñez”, agreden a los voceadores del periódico raza cero ya que anteriormente, en ediciones en las que se ha denunciado a este político de “izquierda”, sus personeros han arremetido en contra de los voceadores insultándolos y amenazándolos con golpearlos si siguen vendiendo este periódico.

COMPARTIR