Durango: ¿Por quién votar en el 2015?

    El  senador del PAN por Durango, José Rosas Aispuro Torres, ex priísta que no es panista y, según él, es más de izquierda que de derecha, también votó a favor de la reforma energética y de la ley Telecom.
    El senador del PAN por Durango, José Rosas Aispuro Torres, ex priísta que no es panista y, según él, es más de izquierda que de derecha, también votó a favor de la reforma energética y de la ley Telecom.

    Esta es la pregunta que cada día se hacen más y más ciudadanos, no solo en Durango sino en el país entero. ¿Por quién votar en el 2015? Año en que se llevarán a cabo elecciones para elegir gobernadores en 15 estados de la República y a los 500 diputados del Congreso de la Unión.

    Y, de nueva cuenta, los diferentes representantes de los partidos políticos y sus candidatos tocarán a nuestra puerta, nos invitarán a sus mítines y nos abordarán en las calles para pedirnos nuestro voto. Ese voto que, como ya lo hemos atestiguado, invariablemente negociarán en la máxima tribuna de nuestro país, de la misma manera en que lo han hecho todos los anteriores diputados y senadores, especialmente estos diputados federales que terminarán su período y que, por igual, del PRI, del PAN, del PRD y todos los demás partidos, de alguna manera u otra, en mayor o menor proporción, obtuvieron beneficios económicos insultantes por votar a favor de las contrarreformas constitucionales que en poco tiempo nos empobrecerán aún más de lo que ya estamos.

    Sí, estos partidos que el próximo año 2015 nos pedirán nuestro voto son los mismos que aprobaron la “reforma laboral”, que ha dejado en estado de indefensión a millones de mexicanos que son explotados en sus fuentes de trabajo, ya sea en empresas privadas o en los gobiernos federal, estatales y municipales, en donde ganan sueldos miserables y no tienen derecho a la sindicalización ni a las prestaciones sociales más elementales. Estos partidos son los mismos que aprobaron la “reforma educativa”, que en breve destruirá el esquema de educación pública que tantos años y sangre nos costó conseguir a los mexicanos.

    Este año 2015, esos partidos que aprobaron la “reforma Telecom”, que únicamente beneficia a los grandes consorcios de la comunicación como Televisa y TV Azteca, que se acabarán de enriquecer con nuestro patrimonio, serán los que te pidan tu voto.

    Si, los mismos partidos que aprobaron la “reforma energética”, que pone en manos de empresas extranjeras nuestro petróleo, gas y electricidad, que tanto esfuerzo les costó a las generaciones anteriores nacionalizar para nuestro beneficio, serán los que nuevamente te pidan votar por ellos.

    Y no te van a decir que te van a seguir chingando, que gracias a ti se van a seguir enriqueciendo, como se ha enriquecido esta última generación de diputados y senadores que se embolsaron millones de pesos solamente por levantar el dedo para aprobar esas reformas que nos despojan de lo poco que nos quedaba como nación… no, ellos te van a decir lo que te han dicho siempre: que seguirán haciendo esfuerzos para que nuestro país salga adelante y superemos esta crisis. Que habrá más empleos, que buscarán aumentar los salarios, que “en unos 5 años o más se verán los resultados positivos de las reformas”, que habrá seguridad y no habrá impunidad para nadie. Que habrá transparencia total en el manejo de los recursos públicos… te van a decir los discursos retorcidos de siempre, con esa oratoria engolada que ya no convence a nadie.

    Todos los partidos y sus representantes, por igual, nos han traicionado. El PRI y el PAN, principalmente, se han revelado como los principales enemigos del pueblo; y la “izquierda”, vergonzosamente, los ha secundado votando junto con ellos algunas de las reformas que cada día nos hunden más, como las reformas laboral, la educativa y la hacendaria.

    Hoy, esa “izquierda” hipócrita mexicana ya se sabe que por lo menos durante los últimos 25 años ha estado al servicio de la derecha oligárquica para bajar la intensidad de las protestas del pueblo, sirviendo como un verdadero muro de contención para aplacar los estallidos sociales y evitar la caída del sistema corrupto que nos ha gobernado desde siempre. Para el PRI y para el PAN, esta “izquierda” ha sido muy eficaz, pero para el pueblo de México ha sido desastrosa pues no ha representado ni defendido los intereses de la nación como debería de hacerlo una izquierda realmente respetable, como las izquierdas de otros países de nuestro continente en los que inclusive han llegado a la presidencia de la República y han revertido los crímenes y las depredaciones de la derecha.

    Todos los representantes de estos partidos, incluido el recién registrado MORENA, han ocupado el poder y han demostrado ser altamente corruptos. ¿Por qué deberíamos de seguir confiando en ellos si lo único que han hecho es atraerse beneficios personales y de grupo? ¿Por qué debemos de seguir dándoles nuestro voto si lo único que hacen es meternos las manos en los bolsillos subiéndonos los impuestos para de mil maneras robárselos? ¿Por qué debemos de votar por quienes han puesto a la venta nuestro país?

    A nivel nacional y en el estado de Durango, el abstencionismo que ha habido las últimas elecciones supera el 60% de la lista electoral porque los ciudadanos ya no creen en los partidos políticos, con justa razón.

    Y una buena lección para estos partidos delincuenciales sería no votar por ellos en las próximas elecciones de 2015. Que ese 60% de ciudadanos que no votan salieran a votar estas futuras elecciones pero no por estos partidos sino por su mejor vecino o vecina.

    Que entre nosotros corramos la voz en nuestros distritos para votar por nuestros mejores vecinos y le demos el uso que nunca ha tenido el espacio en blanco de las boletas electorales, apelando así a los artículos 35 y 39 Constitucionales, que en resumen dicen que todos tenemos derecho a votar y ser votados, y que todo el poder dimana del pueblo.

    Hagamos a un lado e ignoremos la nueva “reforma política”, que ha puesto infinidad de trabas a las candidaturas independientes, y votemos masivamente por los ciudadanos comunes que creamos que pueden hacer un papel mucho mejor que el que hace cualquiera de nuestros conocidos “políticos”.

    Este próximo año 2015, comencemos a rescatar nuestra honorabilidad de ciudadanos y despidamos a los partidos políticos. No votes por quienes te han despojado, no votes por quienes te han engañado. No votes por el PRI, el PAN, el PRD, el PT, el MC, el Verde Ecologista, el MORENA, ni por los otros partidos marionetas… vota por tu mejor vecino, vota por tu mejor vecina; así, y solo así, podremos comenzar a recuperar lo que nos han robado, principalmente la dignidad.

    Somos más de 100 millones de mexicanos, somos muchos más que esta minoría de pillos que nos atracan sexenio tras sexenio. Te invito a que este año 2015 le digamos adiós a los partidos políticos y en la próxima jornada electoral, en menos de 8 horas, le pongamos fin a más de 100 años de atropellos, crímenes y robos a la nación. Recordemos que nosotros los ciudadanos somos los mandantes, los patrones, y ellos, los gobernantes, son nuestros empleados.

     

    Congreso Nacional Ciudadano.
    Responsable: Fernando Miranda Servín.
    Correo electrónico: fermis9@hotmail.com Tel: 618 146 71 33 

     

     

     

     

    COMPARTIR