Un aviador en el COBAED

    Fernando Miranda Servín.

    Las denuncias parecen no parar en contra del ex subdirector de Servicios Públicos Municipales de la ciudad de Durango, Luis Alberto Escajeda Arce, acusado de violencia intrafamiliar y amenazas por su esposa, la señora Flora Jazmín Cupich Name, a través de una entrevista televisiva cuyo video ha sido visto por miles de usuarios de internet en las redes sociales.

    Luego de esto, Luis Alberto Escajeda Arce fue señalado de manera anónima por un empleado municipal, en entrevista con este medio informativo, de construir su casa con recursos provenientes de la subdirección de Servicios Públicos Municipales de Durango, de la que fue titular hasta el mes de octubre del año pasado y fue destituido por habérsele descubierto “desfalcos” millonarios luego de una auditoría. (Ver el reportaje titulado “La Casa Blanca de Durango” en razacero.com).

    Ahora, Luis Alberto Escajeda Arce es denunciado por personal del Colegio de Bachilleres del Estado de Durango por cobrar un sueldo que no devenga, es decir, por ser “aviador”.

    “Desde la pasada administración municipal de Adán Soria, cuando este señor, Luis Alberto Escajeda Arce, también era subdirector de Servicios Públicos Municipales bajo las órdenes de Antonio Vázquez, que ahora es regidor, el Ing. Guillermo Adame Calderón, que en ese entonces era director del COBAED, le dio una plaza de profesor en el Colegio de Bachilleres Plantel Núm. 34, de Villas del Guadiana, la cual nunca ha trabajado, pero sí cobra un sueldo puntualmente”, revela la fuente.

    “Ahora, el Ing. Guillermo Adame Calderón, quien es subsecretario de Administración y Planeación de la Secretaría de Educación del Estado de Durango, pidió licencia para coordinar la campaña electoral de la candidata a diputada federal por el primer distrito, Ali Gamboa, y trae como su principal colaborador a Luis Alberto Escajeda Arce, acusado de violencia intrafamiliar y amenazas por su esposa.

    “Esta es otra de las incongruencias de esta política priísta, Ali Gamboa, quien se jacta de ser solidaria con las mujeres y supuestamente lucha a favor de su defensa y protección, cosa que uno de sus coordinadores de campaña no hace”, concluyen los empleados del COBAED, institución dirigida por el porro priísta Jesús Cabrales Silva.

    Y mientras esto sucede, de los pasillos del Tribunal Superior de Justicia ha salido la información de que el propietario de “La Casa Blanca de Durango” y “aviador” del COBAED, Luis Alberto Escajeda Arce, “tiene más de dos meses que no da ni un peso para la pensión alimenticia de su hija, y está siendo protegido por la juez del Cuarto Juzgado de lo Familiar, a quien, en un acto por demás vergonzoso, le pidió que le redujera el monto de la pensión alimenticia de su hija porque, según él, no tiene trabajo”.

    Por otro lado, ante la falta de acciones del alcalde de Durango, Esteban Villegas Villarreal, para

    Esteban Vilegas Villarreal, alcalde de Durango. Complacencia y protección de actos de corrupción de sus colaboradores más cercanos.
    Esteban Vilegas Villarreal, alcalde de Durango. Complacencia y protección de actos de corrupción de sus colaboradores más cercanos.

    investigar el asunto de “La Casa Blanca de Durango”, ubicada en la calle Circuito Ferrería Núm. 132, en el fraccionamiento Colinas del Saltito, y construida, según empleados municipales y vecinos de este fraccionamiento, con recursos provenientes de la Subdirección Municipal de Servicios Públicos, de la que Luis Alberto Escajeda era titular hasta octubre del año pasado, integrantes del Congreso Nacional Ciudadano en Durango solicitarán una averiguación previa en la Procuraduría General de la República, en contra de Luis Alberto Escajeda Arce y del actual titular de la Dirección Municipal de Servicios Públicos, Homar Cano Castrellón, por los delitos de enriquecimiento ilícito, fraude y peculado.

    Homar Cano Castrellón, director de Servicios Públicos Municipales de Durango, también construyó su casa de campo con recursos públicos.
    Homar Cano Castrellón, director de Servicios Públicos Municipales de Durango, también construyó su casa de campo con recursos públicos.

    Homar Cano Castrellón, durante su actual gestión como director de Servicios Públicos Municipales de la ciudad de Durango, construyó una enorme casa de campo, llamada La Cañada, en el fraccionamiento El Pilar, cercano a la zona arqueológica de La Ferrería. Al respecto, vecinos del lugar comentaron a raza cero: “Cuando comenzó a construir Homar Cano, sus trabajadores se equivocaron de predio y empezaron a hacer los cimientos en terrenos que no eran de él, pero una vez que rectificaron iniciaron la construcción, y pasó lo mismo que usted denunció en su reportaje de La Casa Blanca, del fraccionamiento Colinas del Saltito, aquí también veíamos a empleados del municipio con sus vehículos, trabajando”.

    Así se las gasta el priísmo en Durango.

    COMPARTIR