Signos de que la ruptura se acerca

¿Sientes que las cosas van mal con tu pareja? ¿Ya no sientes lo mismo que antes? ¿No son tan efusivos como antes?

Todas podemos identificar algunos signos de que algo anda mal, pero muchas veces o no lo queremos ver o no tenemos claro si indican algo o nosotras estamos malinterpretando las cosas. Por eso te mostramos los signos de que la ruptura se acerca.

La falta de espontaneidad.

Si a tu romance le falta espontaneidad, el reírse de cualquier cosa, tirarse en el pasto en el parque, el tener esa chispa de simpatía, es un claro signo de que la llama se está apagando.

Ausencia de romance.

Si ya no te dice palabras románticas, no te dedica una canción o te lee un poema o ya no piensas en él al escuchar una canción romántica, ¡cuidado!, el amor se está acabando.

Insatisfacción sexual.

Si ya no sientes lo mismo cuando hacen el amor, o él te dice que ya no es igual, o ya no lo hacen tan frecuente, puede ser una señal de que se están distanciando.

La falta de atención.

Le cuentas tus cosas y no te responde, o ya no te pregunta cómo te fue, ni se interesa por lo que haces, te responde con un “mmm” y nada más… es un claro signo de que está mal su relación y el interés se está acabando.

No hay tiempo para una reflexión común.

No hay tiempo para estar juntos, los espacios en común se han reducido, ya no disfrutan de una película o un paseo, ni siquiera de la cena… esto es indicio de que ya ni ganas de verse tienen.

No hay planes generales para el futuro.

Si no planean tener una familia, o comprometerse, puede ser que la relación se esté enfriando, aunque también puede que haya algo de miedo al compromiso.

Pérdida de confianza.

Si te cela mucho, o piensa que le estás mintiendo a cada rato, estamos mal. Sin confianza no puede haber una buena relación de pareja, así que su relación no va por buen camino.

La falta de respeto.

Esta señal sí es muy clara, pero muchas veces no la queremos ver. Si tu pareja te falta al respeto, o te traiciona, el amor verdadero se esfumó, ya no va a ser lo mismo y no te hará bien esa relación.

Si estás en alguna de estas situaciones, conversa seriamente con tu pareja y replantéate las cosas. Puede que sea el momento de hacer algo para reavivar el amor, o sea el momento de tomar una decisión y seguir adelante. Solo tú lo sabes.

Si te has dado cuenta que el desenlace de tu historia será la ruptura, piensa que -aunque hoy sea una situación terrible, triste y dolorosa- separarse de una persona a quien no amamos, o que amamos pero no nos corresponde, tiene ciertas ventajas. Aunque no lo creas, una separación tiene su lado bueno.

(imujer.com).

COMPARTIR