UJED: ¿Habrá auténtica autonomía?

    De la redacción de razacero.

    En estos últimos días del sexenio negro que padeció la Universidad Juárez del Estado de Durango, en el que desde el 29 de septiembre de 2010 su autonomía fue violentada luego de que el entonces diputado local priísta Luis Enrique Benítez Ojeda presentara en la madrugada de ese día la iniciativa que reformaba la Ley Orgánica de la UJED dándole facultades al Congreso local para elegir rector, la efervescencia política está en pleno apogeo en esta institución educativa.

    Ya sin la amenaza de represión por parte del gobierno priísta saliente que durante los últimos seis años ejerció el control absoluto de la máxima casa de estudios duranguense al grado de imponer rectores, directores de facultades y hasta presidentes de asociaciones de alumnos, personajes muy ligados a la mafia gobernante que se va ahora se dicen cercanos colaboradores del gobernador electo José Rosas Aispuro Torres, quien ganó la gubernatura de Durango abanderado por la coalición PAN-PRD.

    Uno de esos protagonistas es el actual director de la Escuela de Ciencias Exactas de la UJED y ex dirigente del Sindicato de Trabajadores Académicos (STAUJED), M.A. Alfredo Gallegos Villarreal, quien el 25 de enero de 2012 fue puesto a disponibilidad por el ex director de esta escuela, Profr. Miguel Ángel Ortiz Castañeda, ya que como académico de esta institución educativa no se presentaba a trabajar desde octubre de 2007, pero continuaba cobrando su sueldo; era “aviador” pues.

    Hoy, Alfredo Gallegos Villarreal, muy allegado a esa élite que mantuvo sometida a la UJED en esta administración que ya termina, se dice amigo del gobernador electo, José Rosas Aispuro Torres, y ya anda en plena labor de proselitismo visitando escuelas y facultades diciéndole a la comunidad universitaria que él es “el bueno” para ocupar la rectoría en cuanto Aispuro Torres tome posesión de su cargo.

    Otro que pretende ocupar el mismo puesto es el director de la Facultad de Medicina y Nutrición, Dr. Jorge Arturo Cisneros Martínez, quien, al igual que Alfredo Gallegos Villarreal, pertenece al círculo que el 15 de septiembre dejará el poder y también está en campaña haciendo acto de presencia en varios planteles de la UJED.

    Uno más que manifiesta la misma aspiración haciendo recorridos por el campus universitario juarista es el ex director de la Facultad de Economía, Contaduría y Administración (FECA), C.P. Rubén Solís Ríos, este sí muy cercano al equipo del gobernador electo José Rosas Aispuro Torres.

    El pasado 25 de mayo, en plena campaña electoral, José Rosas Aispuro Torres se comprometió a respetar la autonomía ante la comunidad universitaria de la UJED.
    El pasado 25 de mayo, en plena campaña electoral, José Rosas Aispuro Torres se comprometió a respetar la autonomía ante la comunidad universitaria de la UJED.

    Y ante la actitud nerviosa de estos personajes adelantados que por lo visto nunca llegaron a escuchar la frase de aquél célebre líder sindicalista, Fidel Velázquez Sánchez, que decía: “El que se mueve no sale en la foto”, un numeroso grupo de universitarios pertenecientes a diferentes corrientes de opinión ya comienzan a manifestar su desacuerdo pues, comentan, “todavía no hay lineamientos para el proceso de elección del rector”.

    Más aún, dicen, “el actual rector, C.P. Oscar Erasmo Navar, no ha presentado su renuncia y los universitarios aún no sabemos cómo se va a plantear la recuperación de la autonomía ante el gobierno entrante encabezado por José Rosas Aispuro”.

    “Este tipo de acciones entorpecen y desestabilizan la armonía que debe de prevalecer en la UJED ante los cambios que se avecinan pues lo que la comunidad universitaria espera es que a raíz de la derrota del PRI en las pasadas elecciones haya una auténtica autonomía y no se dé el clásico ‘quítate tú para volverme a poner yo’, como parece ser que ya lo están anunciando”, exponen algunos de los integrantes de estas corrientes disímbolas que, sin embargo, en este momento coyuntural están coincidiendo y solicitan el anonimato precisamente para no caer en enfrentamientos estériles. “En su momento nos manifestaremos públicamente, cuando los lineamientos para el proceso de elección del rector sean dados a conocer”, manifiestan y, en exclusiva para razacero, dan a conocer el documento titulado “Puntos de Coincidencia de las Diferentes Corrientes de Opinión de la UJED”, que consta de cuatro puntos que textualmente dicen:

    1.- Los universitarios no entregaremos la UJED, atada de pies y manos, a el “frente por la autonomía” y a el C.P. Rubén Calderón Luján, quienes se ostentan como dueños de la verdad y los únicos con calidad moral en esta institución educativa.

    2.- La Ley Orgánica de la UJED deberá ser modificada o reformada con la participación, el consenso y propuestas de todos los universitarios (las partes que nos competan), y no solo con la participación de un grupo de universitarios ni por el Congreso.

    3.- Los universitarios no estamos representados ante la sociedad por un grupúsculo afín a las ideas e intereses de Rubén Calderón Luján y su gente, los cuales solo pretenden retomar el poder y ejercer el control en la UJED.

    4.- Somos sabedores que los procesos que próximamente se darán en la UJED tendrán legitimidad y serán apegados a la normatividad y a derecho, tal y como se comprometió públicamente el Dr. José Rosas Aispuro en su campaña.

    Durango, Dgo. Septiembre de 2016.

    Sin duda, fuerte es el reto que deberá enfrentar en la UJED el Dr. José Rosas Aispuro Torres cuando sea investido como gobernador constitucional del estado de Durango pues, como es sabido, el C.P. Rubén Calderón Lujan es uno de sus operadores políticos más cercanos, por lo que deberá hacer uso de todas sus habilidades políticas para garantizar que el proceso de recuperación de la autonomía de la máxima casa de estudios duranguense se lleve a cabo de manera impecable para que toda la comunidad universitaria quede satisfecha.

    COMPARTIR