En la mira, Subdirector de Pensiones

    De la redacción de razacero.

    Adjudicaciones directas, proveedores favoritos y sobreprecios son algunas de las anomalías que cotidianamente se están dando dentro de la Dirección de Pensiones del gobierno del estado de Durango, a cargo del Lic. Francisco Esparza Hernández. De acuerdo a fuentes internas de esta dependencia, la Secretaría de Contraloría, a cargo de la Lic. Raquel Leila Arreola Fallad, ya desde hace mucho tiempo debió haber sancionado severamente al Subdirector de Pensiones, Óscar Gómez, pues “éste funcionario es el que se encarga de contratar a proveedores y prestadores de servicios, y desde que inició el sexenio ha estado favoreciendo a algunas empresas constructoras con innumerables adjudicaciones directas de contratos”, señalan empleados de esta institución.

    Óscar Gómez, ampliamente conocido en la Dirección de Pensiones por su trato despótico y prepotente hacia los empleados de esta dependencia, “hace dos meses benefició a una empresa constructora con una adjudicación directa de contrato para reparar el techo de las oficinas que la Dirección de Pensiones tiene en La Laguna, en Gómez Palacio, obra que tuvo un costó desproporcionado de 7 millones de pesos”, denuncian las fuentes.

    El Subdirector de Pensiones, Óscar Gómez Ramírez, detestado por el personal de esta dependencia por su despotismo y prepotencia, también es Consejero Estatal del PAN en esta entidad norteña.

    También, Óscar Gómez “maneja el comedor para los trabajadores que laboran en las instalaciones de La Laguna, y en lo que va del sexenio ha tenido un auge económico personal desorbitado”, finalizan los denunciantes.


    COMPARTIR