Vicente Leñero

De la redacción de razacero.

Vicente Leñero Otero fue un escritor, periodista, dramaturgo, académico e ingeniero civil mexicano que destacó por desarrollar una prolífera obra literaria cargada de naturalidad y precisión. Este autor abarcó géneros como la novela, el cuento, el teatro y el ensayo.

El maestro Leñero, quien se convirtió en uno de los intelectuales más leídos de México, nació el 9 de junio de 1933 en la ciudad de Guadalajara, Jalisco, México, aunque no se sabe en qué momento se muda a la capital del país para estudiar la carrera de Ingeniería Civil en la Universidad Nacional Autónoma de México, sin llegar a graduarse en su tiempo debido a la falta de interés por ésta y ocuparse más en la lectura y escritura, sin embargo, se titula en 1959. Posteriormente, Leñero ingresa a la Escuela de Periodismo Carlos Septién García y se refugia en la escritura para ganarse la vida.

Publicó su primera novela, “La polvareda”, y el monólogo “La Voz adolorida” en 1961, obras en las que muestra el realismo psicológico que caracterizaría sus escritos. “La Voz Adolorida” es el recuento de la vida de un enfermo mental justo antes de ser internado en una clínica psiquiátrica.

En 1963 Vicente Leñero presenta su novela “Los Albañiles”, en la que expone la historia de un velador de una construcción. Con “Los Albañiles” Leñero obtiene el “Premio Biblioteca Breve”.

El rasgo más predominante de la obra de Leñero fue su lenguaje claro y preciso, acompañado de espontaneidad y sutileza en la narrativa, cualidad que le imprimió a sus textos un tono agradable y atractivo.

Poco después, Leñero empezó a escribir libretos teatrales adaptando “Los Albañiles” en 1964; “La carpa”, en 1971, y “Los hijos de Sánchez”, de Oscar Lewis, en 1972. Influyó en el inicio del género documental del teatro en México, y dos de sus trabajos más notables son “Pueblo rechazado” y “El juicio”.

WikiMexico - Vicente Leñero: el oficio de la palabra

De 1969 a 1972, Vicente Leñero dirige Claudia, una revista con información para la mujer liberada que circulaba con mucho éxito en Argentina y Brasil. También, Leñero fue director de Revista de Revistas y del suplemento cultural de Excélsior, entre 1973 y 1976. El 6 de noviembre de 1976, junto con los grandes maestros del periodismo, Julio Scherer García y Miguel Ángel Granados Chapa, funda la legendaria revista Proceso, que circula hasta nuestros días.

En los años 80, Vicente Leñero publicó con éxito varios libros documentales como “La gota de agua” y Asesinato”, éste último basado en los parricidios del político nayarita Gilberto Flores Muñoz y su esposa, la escritora Asunción Izquierdo, perpetrados por su nieto Gilberto Flores Alavez.

Leñero también incursionó en el cine y fue guionista de las películas “Los de abajo” (1978), “El callejón de los milagros” (1995), “La ley de Herodes” (1999), “El atentado” (2010), y “El crimen del padre Amaro”, en 2002, que fue una de las películas mexicanas más exitosas de los últimos tiempos, basada en la novela homónima de Eça de Queirós.

Vicente Leñero dirigió el taller literario Sólo los Jueves, en la Sociedad General de Escritores de México.

En 1994 recibió el “Premio Manuel Buendía” por su trayectoria, y en 1998 obtiene el “Premio Fernando Benítez al Periodismo Cultural”.

Fue nombrado miembro de número de la Academia Mexicana de la Lengua el 11 de marzo de 2010, ​y tomó posesión de la silla XXVIII el 12 de mayo de 2011 con el discurso “En defensa de la dramaturgia”. El 21 de septiembre de 2011 fue galardonado, junto a José Agustín, con la “Medalla Bellas Artes de México” que otorga el Instituto Nacional de Bellas Artes.

Sumado a su pasión por la escritura, también fue un gran aficionado al ajedrez. El dramaturgo y periodista, que desarrolló un pensamiento supersticioso a temprana edad, afirmaba no temer a la muerte gracias a su fe cristiana, que dejó plasmada en una novela muy peculiar titulada “El Evangelio de San Lucas Gavilán”, en la que narra las duras experiencias del joven Jesucristo Gómez en los barrios más pobres de México.

Vicente Leñero Otero fue un escritor que no se quedó con la duda de practicar casi ningún género literario, pues incursionó en la novela, el cuento, el ensayo, el teatro, el reportaje, la crónica y el guion cinematográfico.

La vida de Vicente Leñero se apagó el 3 de diciembre de 2014 en la Ciudad de México, cuando tenía 81 años de edad, luego de varios meses de padecer cáncer pulmonar.

Vicente Leñero nos dejó una herencia literaria singular e inigualable.

Vicente Leñero, el ingeniero que en el periodismo se hizo escritor - FrojiMX


COMPARTIR