Funcionarios del ICED tienen estacionamiento privado

    Trabajadores del ICED inconformes porque una pequeña élite incondicional de la directora, Socorro Soto Alanís, utiliza el patio trasero del teatro Ricardo Castro como estacionamiento particular.

    De la redacción de razacero.

    Al interior del Instituto de Cultura del estado de Durango (ICED) existe inconformidad y molestia porque algunos funcionarios pertenecientes al grupo selecto de la directora, Socorro Soto Alanís, utilizan el patio trasero del teatro Ricardo Castro como si fuera estacionamiento particular. Estos empleados de la cultura, que por cierto dejan mucho qué desear porque poco o casi nada han aportado a la promoción y difusión de la cultura y el arte en Durango, de acuerdo a la denuncia recibida en nuestra redacción, llegan a la hora que quieren y se van a la hora que se les antoja y, por si fuera poco, de forma prepotente y altanera llegan a la reja trasera del teatro exigiéndoles con el claxon a los guardias, también pagados por el ICED, que les abran de inmediato para introducir sus vehículos, mientras el resto de los trabajadores del instituto tienen que pagar parquímetro.

    Así, de esta manera inequitativa y arbitraria, la élite incondicional de la directora Socorro Soto tiene estacionamiento particular y gratis.

    Por este motivo, algunos trabajadores del ICED que prefieren mantener el anonimato por temor a sufrir represalias, están preparando una queja ante la Contraloría estatal para exigir que se acaben estos privilegios.


    COMPARTIR