Exhibe ASF irregularidades en Línea 12

Israel Zamarrón.

Falta de suministro y de instalación de equipos, mantenimiento incompleto en el sistema de vía, desatención de información sobre el desgaste ondulatorio y pago de servicios de certificación sin que se concluyeran trabajos, fueron algunas de las irregularidades que encontró la Auditoría Superior de la Federación (ASF) con relación a la Línea 12 del Metro. El organismo fiscalizador presentó ayer ante la Cámara de Diputados su informe sobre la Cuenta Pública 2013 en el que se analizaron nueve contratos relacionados con la Línea Dorada que implican la aplicación de recursos federales al proyecto.

La Línea 12, por corrupción e ineptitudes, la más cara del mundo.
La Línea 12, por corrupción e ineptitudes, la más cara del mundo.

El monto de los nueve contratos analizados asciende a 225 millones 576 mil 900 pesos, de los cuales 167 millones 553 mil 700 pesos corresponden a cuatro contratos de obras públicas y 58 millones 23 mil 200 pesos a cinco contratos de prestación de servicios.

Tras la revisión al contrato principal que el Gobierno capitalino celebró el tres de julio de 2008 con el consorcio constructor, integrado por ICA, Carso y Alstom, por un monto de 15 mil 290 millones de pesos para la construcción de la obra civil de la Línea 12, la ASF concluyó que las empresas incumplieron con entrega de equipos y dejaron obras inconclusas.

“El consorcio constructor no suministró ni instaló los equipos de ventilación menor y equipos de bombeo de aguas freáticas, ni ejecutó los protocolos de pruebas”, se lee en la Auditoría de Inversiones Físicas 13-A-09000-04-1197. Asimismo, se menciona que no se construyó “el acceso denominado Pasarela en el paradero de la estación terminal Mixcoac, considerado en el proyecto ejecutivo”.

Por lo anterior, la ASF generó la promoción de responsabilidad administrativa sancionatoria ante la Contraloría General del DF para que investigue y en su caso inicie el procedimiento sancionador contra los servidores públicos que en su gestión no exigieron al consorcio constructor el suministro de equipos, trabajos de pruebas, construcción de un acceso en Mixcoac ni el 100 por ciento del mantenimiento del sistema de vía.

Otra conclusión a la que llegó la ASF es que la Dirección de Diseño de Instalaciones Electromecánicas, entonces encabezada por Sotero Días Silva, y la Jefatura de la Unidad Departamental de Diseño de Vías “hicieron caso omiso de la información sobre las fallas y presencia de desgaste prematuro de rieles en curvas de radios menores a 380 metros”.

El ente auditor también halló que “la empresa certificadora recibió el pago de servicio de certificación (de la obra de la Línea 12) sin que se concluyeran los trabajos en los sistemas electromecánicos, de energía, señalización y sonido”, por lo que dio parte a la Contraloría capitalina para que investigue y en su caso sancione a los servidores públicos involucrados.

(24 Horas).

COMPARTIR