Duplicar el número, la fuerza y tecnología del ejército…

En el D.F. Mancera impone su gobierno fascista con la represión policíaca.

Duplicar el número, la fuerza y tecnología del ejército, comprar armas y prohibir los bloqueos

Pedro Echeverría V.

 

1.- Otra vez el pasado 8 de enero, el maldito gobierno de Mancerda y Peña “encapsuló” con su funesta policía a los jóvenes y valerosos anarquistas que salieron a las calles del D.F., a protestar contra la explotación, la miseria y la represión que sufren los trabajadores del país, en particular los maestros de la CNTE. Pusieron en primer lugar la demanda de libertad a favor del estudiante Mario González, encarcelado por protestar en el aniversario de la matanza del 2 de octubre de 1968. A partir de los “encapsulamientos” de las protestas, de la multiplicación de fuerzas armadas en las calles y de desalojos de plantones de los maestros se puede concluir que el PRI, PAN y PRD han instalado ya de manera descarada un régimen militar-policiaco en el país.

 

2.- ¿O es que nos están orillando u obligando al pueblo, a los trabajadores, a organizar guerrillas rurales y urbanas como única forma de organizar nuestra defensa contra la explotación y la miseria? Si a pesar de dos millones de uniformados que practican la represión y los “encapsulamientos” ahora se pretende duplicar las acciones contra las protestas y manifestaciones, ¿se está buscando acaso que se creen más guerrillas en México con el fin de justificar sus aniquilamientos y asesinatos? ¿Cómo carajos salir a protestar si las pinches fuerzas armadas son tan numerosas que duplican a los manifestantes? Estuve tres días en el bloqueo al Senado contra la privatización: nosotros éramos cinco mil y los uniformados 10 mil.

 

3.- Desde que desalojaron el 13 de septiembre a los maestros del Zócalo se vio una enorme cantidad de fuerzas armadas, es decir, se acusaba un enorme crecimiento de ellas. Una vez situado el plantón de los maestros en el Monumento de la Revolución, todas esas “fuerzas del orden” rodearon el Zócalo y calles aledañas para impedir que los maestros retomen el Zócalo u otros grupos lo hagan. El mismo López Obrador, después de citar a dos mítines en el Zócalo, los tuvo que cambiar pacíficamente –sin protestar- de lugar.  El crecimiento de las fuerzas del Ejército y la Armada es una verdadera provocación del gobierno a los trabajadores que protestamos. Pensamos que Calderón hizo crecer el Ejército por miedo a AMLO, pero parece que es toda una línea.

 

4.- ¿De dónde viene esa línea? Del gobierno norteamericano a partir del desplome de la llamadas Torres Gemelas de Nueva York. Ese hecho que al parecer fue un autoatentado del gobierno de Bush para justificar la invasión a Afganistán e Irak, sirvió para hacer un llamado mundial para “luchar contra el terrorismo”.  A partir de entonces los grandes fabricantes de armas pusieron a trabajar con intensidad sus enormes negocios para vender en todo el mundo. ¿No está acaso demostrado en la historia de la primera y segunda guerra, en la de Corea y la de Vietnam, que las guerras en el mundo hacen recuperar la economía norteamericana y de paso frenan descontento en los propios EEUU? México aprovechó para gastar miles de millones de dólares en poner al día a sus fuerzas armadas.

 

5.- La guerrilla clásica que jamás olvido fue la de los Tupamaros en Uruguay en los sesentas y setentas, pero también recuerdo a los Montoneros encabezados por Firmenich  luchando en Buenos Aires y Córdova, en la Argentina, contra la dictadura militar de Onganía, a fines de los sesenta. Pero en México, después de la matanza de cientos de estudiantes en octubre de 1968, surgió la Liga Comunista 23 de septiembre como guerrilla urbana para reivindicar las luchas del pueblo masacradas por el gobierno de Díaz Ordaz y avaladas por los poderes Legislativo y Judicial. ¿Será que Peña Nieto, Mancerda y las fuerzas armadas que exigen más dinero están provocando al pueblo a organizarse para luego masacrarlo como siempre se ha hecho con los grupos armados por “batallones de la muerte”?

 

6.- Parece que el gobierno ha escogido el camino de la dictadura con el apoyo de los partidos políticos, los empresarios, el clero y los medios de comunicación. El PAN se vanagloria diciendo que impuso su proyecto privatizador del petróleo y la electricidad y ahora presiona al gobierno del D.F., para que apruebe una ley que prohíba o por lo menos reglamente las manifestaciones. El PRI durante los gobiernos del PAN usó al PRD para impedir que se aprueben leyes derechistas o reaccionarias; pero el PAN esperó que llegara el PRI al gobierno para imponer sus reformas empresariales pendientes. El PRD, como un perrito faldero, está al servicio de la derecha porque ese papel le permite más funcionarios, más dinero y más poder. No tengo duda que los oportunistas del PRD apoyarán la prohibición y la represión.

 

7.- Peña, según la revista Proceso, “quiere duplicar los recursos para el Ejército, incrementar sus efectivos, aumentar su presencia en labores policiacas y darle un marco jurídico que le permita regularizar su lucha en las calles contra el crimen organizado. Pero no están dispuestos a acotar el fuero de guerra ni que las fuerzas armadas rindan cuentas ante el Congreso”. Yo pensé que el PAN por su ideología extremadamente conservadora estaba más cerca del fascismo; hoy me doy cuenta que el PRI –aprovechando su habilidad manipuladora- está dispuesto a imponer las leyes que no logró poner en práctica Calderón y Fox. El bloqueo, persecución y madriza que sufrieron nuestros admirados anarquistas, es una muestra pequeña de las madrizas, encarcelamientos y asesinatos que sufriremos los manifestantes en adelante. Pero ya veremos.

http://pedroecheverriav.wordpress.com

pedroe@cablered.net.mx

 

 

COMPARTIR